La comunidad A’i Cofán Sinangoe, asentada en territorio ancestral localizado en la cabecera del Río Aguarico en la Amazonía ecuatoriana, formado entre otros, por los ríos Cofanes y Chingual y el Parque Nacional Cayambe-Coca, reconocido como la región más biodiversa del Ecuador, piden a la Corte Provincial de Justicia de Sucumbíos en la audiencia de este miércoles 5 de septiembre de 2018, la anulación y reversión de todas las concesiones de las actividades mineras y de las concesiones en trámite, (no solamente su suspensión dispuesta el 27 de julio por el Juez), como la aceptación de todas las peticiones formuladas en la acción de protección presentada por la Defensoría del Pueblo a la Justicia Constitucional, interpuesta ante la falta de respuesta oportuna por parte de los Ministerios y Agencias de Control, a pesar de las denuncias ante las autoridades competentes, solicitando insistentemente acciones eficaces de control y sanción, habiendo detectado la comunidad desde 2017 y con mayor intensidad desde enero 2018, a través de su trabajo de monitoreo, la presencia de cuadrillas de trabajadores mineros y grandes excavadoras a la orilla y dentro del Río Aguarico explotando oro.

Los derechos de la comunidad han sido vulnerados pues no se hizo la consulta previa, libre e informada, dentro de un plazo razonable, a la que la ley nacional les da derecho (Art. 57. 7 de la Constitución) y la ley internacional obliga en este caso (Art. 6 del Convenio 169 de la OIT).

Están comprometidas alrededor de 30.000 hectáreas, fragmentadas en 52 concesiones y de iniciarse acciones de exploración o explotación, los derechos al agua, territorio y vida de la comunidad Aì Cofán de Sinangoe y de las comunidades ribereñas al Aguarico, que baña gran parte de la provincia, incluida Lago Agrio -capital provincial- y los derechos de la naturaleza, se verían gravemente comprometidos.

La presencia de la minería en la cabecera del Río Aguarico representa una amenaza a la salud, a la alimentación y a fuentes de agua libre de contaminación de la población de Sinangoe y de miles de personas que viven río abajo, exponiendo la selva primaria de alta biodiversidad a la deforestación incontrolada y acelerando la crisis climática a nivel mundial, siendo una cuenca hídrica de alta importancia, un refugio ecológico que debería ser una prioridad nacional para la conservación y entonces debe ser protegido de manera integral inmediatamente.

“El agua es un tesoro, vale más que el oro”
“Minería responsable, cuento miserable”
#JusticiaSinangoe

Si quieres saber más del tema:
https://www.facebook.com/comunidadsinangoe/videos/227411914592877/
https://www.facebook.com/comunidadsinangoe/